El AEROGEL

Esta sustancia conocida comúnmente como Aerogel, aunque también es conocido como humo sólido o azul debido a su tonalidad azulada y semitransparente, fue “descubierto” por el ingeniero químico Samuel Stephen Kistler en 1931 por lo que podríamos describir como otra serendipia de la ciencia, puesto que fue fruto de una apuesta.
Este material es, como su propio nombre indica, un gel; es decir, una sustancia sustancia coloidal (sólido-liquido) no obstante y por raro o increíble que parezca, hoy poy hoy es el sólido más ligero del planeta (3kg/m³) y una de las sustancias que actúa como mejor aislante térmico. Es tres veces más denso que el aire (si, el mismo que respiras ahora mismo) y mil veces menos denso que el vidrio común, su textura, según afirman es similar a la espuma, su composición es en un 99,78% aire y es capaz de soportar algo más de mil veces si peso.

APLICACIONES DEL AEROGEL

Las aplicaciones comerciales del aerogel son numerosas, aunque es utilizado fundamentalmente como aislante térmico en las ventanas, lo que permite reducir las pérdidas de calor o de frío. Esta propiedad permite además que las estructuras aéreas puedan flotar sobre la superficie terrestre, al causar diferencias de temperatura considerables entre el interior y el exterior. El aerogel translúcido no permite la fuga de calor pero sí la entrada de radiación solar, tal como lo hace un cristal. Por ello, los globos o dirigibles que se construyesen con aerogel translúcido podrían ser elevados a miles de metros de altura y gracias a esta diferencia de temperaturas (unos 80ºC a 8.000 metros) flotarían indefinidamente mientras les diese el sol.  Otra aplicación bastante útil del aerogel se encuentra en los parachoques de los automóviles, pues esta sustancia sería capaz de amortiguar la intensidad de un golpe hasta en un 89%.  Por otro lado, la porosidad del aerogel ha sido utilizada por la NASA en la sonda Stardust con el fin de capturar pequeñas partículas salidas de la cola del cometa Wild 2, de modo que pudieran ser traídas de vuelta a la Tierra para analizarlas. Esta cualidad del aerogel es aprovechada de forma análoga para desalinizar el agua de mar.  En definitiva, la peculiaridad estructural del aerogel y sus propiedades singulares lo convierten en una sustancia única que, quién sabe, puede ser de gran interés en un futuro no muy lejano.     

 

Escribir comentario

Comentarios: 0