Si ves esta marca en tus hijos, llévalos al hospital lo antes posible. Podrías salvar su vida

Tras salir de los meses de invierno comenzamos a experimentar el calor y el sol que la primavera y el verano traen. Probablemente no habrá una persona entre nosotros que pueda decir que no está contenta del cambio. Yo no sé vosotros, pero este invierno sentí que fue más largo de lo normal. Afortunadamente, las cosas están empezando a calentarse y por fin podemos disfrutar al aire libre sin abrigarnos debajo de cuatro capas de abrigos.

 

Pero al igual que el invierno tiene sus inconvenientes, la primavera y el verano tienen los suyos. Sí, los molestos insectos están de vuelta una vez más. Los mosquitos, avispas y hormigas llegarán en masa al aumentar la temperatura. Y aunque estamos, sin duda dispuestos a tolerarlos porque eso significa ir a la piscina o hacer un agradable viaje de fin de semana de camping, eso no los hace menos molestos. Los mosquitos son capaces de transmitir todo tipo de enfermedades, y las avispas te pueden dar un picotazo desagradable, pero una de las mayores amenazas con las que hay que estar en alerta esta primavera y verano son las garrapatas.

 

Las garrapatas son arácnidos diminutos que transmiten la enfermedad de Lyme. Si nunca has oído hablar de la enfermedad de Lyme, decirte que es una infección bacteriana transmitida a través de la picadura de la garrapata. Se encuentran más comúnmente en las garrapatas de venados, que habitan en áreas con pastizales o fuertemente boscosas y se alimentan de animales y seres humanos por igual. Dado que las garrapatas son muy pequeñas, y las enfermedades que transmiten son tan peligrosa para la vida, muchos se preguntan por qué existen. ¿Qué propósito puede tener para la naturaleza algo tan desagradable? Bueno, tienes que saber que los científicos creen que juegan un papel ecológico importante infectando y matando esencialmente a los animales más débiles, lo que mantiene nuestros recursos vegetales de un pastoreo excesivo. Pero aunque jueguen un papel importante en la naturaleza, no quiere decir que quieras encontrar una cerca de ti.

 

Este verano, si te pica una garrapata, o si ves a alguien con estos síntomas, no dudes un segundo y consulta a tu médico inmediatamente y dile que estás preocupado por la posibilidad de la enfermedad de Lyme. Si bien los casos de la enfermedad de Lyme son raros, debes saber que muchos son diagnosticados mal ya que los síntomas pueden parecerse mucho a los de la gripe o el lupus. Echa un vistazo a las imágenes de abajo para ver cómo es una picadura de garrapata y los signos de la enfermedad de Lyme para mantenerte atento, y saber exactamente lo que debes hacer si crees que la tienes. El verano debe ser un momento de diversión para jugar al aire libre, así que vamos a asegurarnos de que estarás protegido contra incluso la más pequeña de las amenazas.

 

El síntoma más notable de la enfermedad de Lyme es la erupción. Conocida como la erupción de EM, se parece mucho a un “ojo de buey”, con un anillo rojo alrededor de un área pequeña de la piel.

Es fácil echar un vistazo a una erupción como esta y descartarla como una simple picadura de mosquito o picadura de araña. Las otras picaduras de insectos, sin embargo, no suelen ir acompañadas de una gran variedad de síntomas desagradables. Los primeros síntomas de la enfermedad de Lyme pueden incluir fiebre, dolor de cabeza, somnolencia y dolor muscular.

A medida que crece se hace más grave, la enfermedad de Lyme causa dolores de cabeza intensos, dolores en las articulaciones, palpitaciones cardíacas, inflamación del cerebro y la médula espinal, y dolor y entumecimiento en todo el cuerpo. Si experimentas cualquiera de estos síntomas, y tienes una erupción de ojo de buey como la ilustrada anteriormente, consulta a tu médico acerca de la enfermedad de Lyme inmediatamente.

 

A pesar de su gravedad, muchas personas todavía no saben acerca de la enfermedad de Lyme. Sólo lee la petición de esta madre después de que su hijo fuera mordido por una garrapata.

Mientras que la enfermedad de Lyme se detecte a tiempo, es fácilmente tratable con antibióticos, pero no por ello debería ser menos preocupante para los padres.

 

Si deseas obtener más información sobre cómo se puede prevenir la enfermedad de Lyme, mira el vídeo a continuación.

Escribir comentario

Comentarios: 0