Sexo astral, lo último en experiencias fuera del cuerpo

¿sabes que hay otras formas de practicar sexo no físico? Pues sí, aunque parezca increíble hay otro mundo diferente para las relaciones sexuales, uno de placer y pasión desenfrenado más allá de nuestros cuerpos físicos. Estamos hablando de relaciones sexuales no corpóreas, en el plano astral.

 

Steve G. Jones está promoviendo que la gente se despoje de sus cuerpos físicos y que tenga relaciones sexuales fuera del cuerpo. Además de que es más seguro que el sexo real y más barato que el sexo virtual.




En una reciente entrevista publicada por el tabloide británico Mirror Online, Jones se centra principalmente en dos personas que salen de sus cuerpos para entrar en el plano astral e interactuar íntimamente con las almas de los demás. No se requiere ningún juego previo. De hecho, el tiempo del ritual pre sexo debe ser utilizado para entrar en un estado de meditación, en algún lugar entre despierto y dormido. Una vez hecho esto, se trata de una simple cuestión de sentarse, comenzar y reunirse con su pareja astral.

 

“Se consigue tanto en sus cuerpos astrales y se mueven juntos”, explica Jones. “Encontrarás que puedes llegar a estar mucho más entrelazado en el cuerpo astral que en el cuerpo físico. La realimentación es muy importante durante las relaciones sexuales y que a veces se pierde en el mundo físico… pero en el mundo astral, la retroalimentación es automática, ya que está viendo tu alma.”

Según Jones, el procedimiento tiene éxito dependiendo de cómo se entrelacen las parejas en la proyección astral. La fusión de las almas o la energía es el “orgasmo”, una combinación de placer físico y astral que se puede continuar sintiendo después de cada persona regrese a sus cuerpos físicos.

 

“No hay ninguna mentira entre los involucrados, no hay mentira posible porque todas las intenciones… todos los sentimientos que aparecen en el alma de la persona se muestran de forma automática”, concluye Jones.

 

Los peligros del sexo astral

 

Todo esto está muy bien si lo practicas con tu pareja, pero hay un lado oscuro del sexo astral. Los defensores dicen que uno puede viajar fuera de su cuerpo y fusionar las energías con su pareja mientras están dormidos. En el mejor de los casos, esas personas pueden compartir sus experiencias. Sine embargo, en el peor de los casos, hay expertos en proyección astral que han logrado “visitar” a una persona sin permiso. Aunque es muy extraño, ya que se necesita el permiso de la otra persona, estaríamos hablando de una “violación astral”.

 

Y luego están los demonios. Algunos creen que el plano astral no es sólo habitado por las almas que comparten experiencias fuera del cuerpo, sino también por demonios y otras entidades negativas con la intención de hacer lo mismo… o algo peor. Lamentablemente a veces la gente termina en una relación parasitaria con dichas entidades. La entidad le da un placer inimaginable, por lo que no se resisten. De hecho, inconscientemente se les invita a volver en el siguiente encuentro astral. Esta perversa relación lleva a la pérdida de energía y a depresión, ansiedad, vergüenza, miedo y pensamientos suicida en el mundo real. Llegados a este punto es recomendable pedir a sus seres de luz protección, o en todo caso ponerse en contacto con un especialista en la proyección astral como Elise Defer, quien ofrece orientación sobre cómo hacer frente a la entidad y protegerse de la violación astral.

 

¿Alguna vez has practicado el sexo astral? ¿Deseas compartir tu experiencia?


Compártenos

¿Te gusta?

Siguenos en Twitter

Siguenos en YouTube



¿Cuál es tu opinión al respecto?  agradecemos tu comentario, GRACIAS

Escribir comentario

Comentarios: 2
  • #1

    vic (sábado, 24 junio 2017 05:39)

    Es perfecto...saludos

  • #2

    jorge (sábado, 24 junio 2017 07:23)

    Primeramente deben enseñar a las personas como salir de su cuerpo y esto requiere cierta preparación. Mas importante que el sexo que es solo una ilusión sirve para aprender y conocer lugares